El Mirandés no logra vencer y empata en casa frente al Elche

El pasado viernes, el Mirandés no pasó del empate en su feudo contra los ilicitanos. A pesar de que el equipo local se adelantara en el marcador con un gol de Pablo Tomeo, las decisiones desde el banquillo acarrearon que finalmente los de Miranda de Ebro no se llevaran los tres puntos.

Cuando se marca un gol tan valioso en el minuto 76, el cual puede acabar siendo sinónimo de permanencia, deben hacerse los cambios casi de manera obligatoria. Pero otra vez Alessio Lisci volvió a cometer el mismo error de siempre: en vez de hacer que entren jugadores de refresco para amarrar el resultado, buscando incluso que, entre músculo, para el centro del campo, espera tanto que al final, lo que se produjo fue el gol de Adam Boayar, en el minuto 83, con el cual empataría el Elche.

Se necesitaba dormir el partido, pero se desaprovechó una oportunidad de obtener los tres puntos que probablemente nos acabemos arrepintiendo. Además, el Amorebieta, que sacó su encuentro adelante, apunta a que en la última jornada entre los vizcaínos y el Mirandés puede estar la permanencia, con permiso de alguno que otro que se halla también como ‘aspirantes’ al descenso.

El Mirandés, faltando dos jornadas para el final de la liga regular, sigue quinto por la cola a un punto de los puestos que llevan a bajar a la Primera RFEF. Sin duda, todo se está complicando y creo que los principales culpables son algunos jugadores por culpa de su pasividad sumado a las malas decisiones de un entrenador que, bajo mi punto de vista, debía estar despedido desde hace ya tiempo. La de puntos que estaremos echando en falta que, de haberse jugado bien, hubiesen ocasionado que la plaza en la antigua Segunda División ya estuviera conseguida.  

En el próximo partido, el Mirandés visitará el Carlos Belmonte para enfrentarse este domingo a partir de las 18:30h al Albacete. Los manchegos virtualmente ya tienen sellada la permanencia en la categoría gracias a una buena racha de resultado en los últimos partidos. Los rojillos necesitan la victoria ante el equipo manchego para seguir dependiendo de sí mismos y quien sabe si para asegurarse la permanencia si los resultados de sus compañeros de fatigan los acompañan. 

No obstante, me da la sensación de que el equipo está destinado a descender a la Primera RFEF, sobre todo si mantienen la mentalidad de los anteriores encuentros. Si esta cambia dependerá exclusivamente de los jugadores y también del entrenador. Espero que tras las fiestas de San Juan del Monte en las dos finales que quedan, el Mirandés las solvente para darle una alegría al aficionado rojillo.

¡Informado al minuto!

¡Síguenos en nuestro canal de Telegram para estar al tanto de todos nuestros contenidos!

https://t.me/MinutoCrucial

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*